Tribulaciones de la Clase Ociosa

Un blog de sociología y ciencia política donde revisar el funcionamiento de la sociedad, las noticias de actualidad española e internacional, así como el análisis de las múltiples dimensiones de eso que llamamos sociedad

Otra Economía es Posible - Tribulaciones de la Clase Ociosa

Otra Economía es Posible

March 21st, 2012

A veces da la sensación de que, aún con la crisis, todo sigue igual, que la raza humana está condenada a dar eternamente vueltas al mismo punto. Fukuyama incluso dijo que habíamos llegado al final de la historia, que de aquí en adelante sólo continuaría el Estado democrático capitalista hasta el final.

Y, como tantos, se equivoco. Todo sistema social vive encerrado en sí mismo, incapaz de ver lo que vendrá después. Y, sin embargo, todos cambian con distintas y lentas iniciativas en su interior. Hoy os voy a hablar de una de esas iniciativas que existen hoy en día en el mundo: una tienda de chocolate donde no cobran con dinero, sino con promesas de buenas intenciones. Tú te comprometes a algo, y lo formalizas por facebook de modo que todo el mundo ve que te has comprometido a ese algo, y luego cuelgas el cumplirlo. Así, a cambio de chocolate, se consiguen buenas acciones que cambian lentamente la mentalidad de las personas.

No nos llevemos a engaño, esto no es una tienda de altruismo, sino que basándose en el altruismo se convierte en un nuevo modelo de intercambio de bienes: bienes físicos (chocolate) a cambio de bienes simbólicos (promesas). Es un “contrato” pero basado en la buena fé, en lugar de en la exclusividad, y un intercambio que garantiza que el otro va a extender sus buenas acciones a continuación. Seguro que todos hemos visto la película “Cadena de Favores”, que más allá de la historia que nos narra, nos muestra la importancia de las cadenas de consecuencias que pueden tener nuestras acciones.

Ahora vamos a dar un pequeño salto al futuro de la mano de la ciencia ficción, y coger el modelo de economía reputacional. Esta economía no se basa en el dinero, sino en la posición de cada uno en la sociedad. Pero no una posición basada en una jerarquía, sino en el servicio a la comunidad y lo bien que nos ajustamos a la ideología, etc. Me explico.

Imaginad que estáis conectados 24 horas al día a vuestro Facebook o equivalente. Y cada vez que haces algo, la gente a tu alrededor pueda darle en sus facebook a un “me gusta” o “no me gusta” al respecto. Así, les gustaría que ayudases a una viejecita a cruzar, o que saques un disco de música nuevo que les hiciese vibrar, o que trabajases con presidiarios para buscar su reinserción, o limpiases las calles… y no les gustarían cosas como que insultes a otros, que tenga un trato hosco o degradante, que abuses de tu posición, etc. Al final, se construye una cadena en la que se recompensa el civismo y el servicio a la comunidad, y se penaliza lo contrario.

Con esa cadena, cada uno podría pedir favores a la demás gente, que aunque no te conozca, sabría si eres alguien apreciado o no, si ayudas a la comunidad o la dañas, etc. Y, en base a eso, se produciría un intercambio de bienes.

En cierta medida, esta tienda de chocolates es el comienzo de esto. Es mucho más formalizado porque no existe todavía el soporte tecnológico para esto más allá de algunos experimentos (por ejemplo, muchos foros online tienen sistemas de reputación para evaluar lo troll o útil que son los miembros de la comunidad a sus semejantes), pero básicamente te ofrece un “favor” (chocolate) a cambio de una buena acción que vas a hacer en el futuro y que ellos le darían a “me gusta”.

Obviamente, este modelo no es perfecto, y planteará otros retos que habrá que sobrevenir, derivados del panóptico que construye y donde todos comienzan a vigilarse a los demás. Además de que probablemente cree (al menos en principio) un impulso hacia la uniformización porque, a menos que exista una subcultura fuerte, salirse de los valores y demás establecidos quizás sea penalizado por la mayoría.

Desde luego, no quiero decir que el futuro vaya a pasar por este modelo alternativo de economía. La primera lección de la sociología es que no podemos predecir el futuro, lo que importa es que se puede pensar fuera de lo establecido, del capitalismo enlatado en el que vivimos, y comenzar a diseñar modelos alternativos más justos y que transmitan otros valores. Este es un ejemplo.

Para los que queráis saber más, este es el link al vídeo explicativo de la Generous Store, y en los libros de rol de Eclipse Phase (editorial Posthuman Studios, que siendo otro modelo de economía, ofrece sus libros en Creative Commons online de modo que sólo pagas por ellos si quieres, sino te los llevas gratis) encontraréis el modelo económico explicado en detalle.

Costán Sequeiros Bruna

Estos son los comentarios del antiguo blog:

post 110-1

post 110-2

Y tú, ¿qué opinas?

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Tribulaciones de la Clase Ociosa

Un blog de sociología y ciencia política donde revisar el funcionamiento de la sociedad, las noticias de actualidad española e internacional, así como el análisis de las múltiples dimensiones de eso que llamamos sociedad

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
%d bloggers like this: